Muralistas

Una página abierta a los muralistas, para que compartan sus ideas, sus emociones y su rabias, expresadas a través de ese arte comunitario que crea identidad, pertenencia y resistencia.

Gustavo Chavez Pabon, Mexico

Muralista mexicano con proyección mundial, un reconocido “anartista” como el se define, ha pintado individualmente y colectivamente murales en diferentes partes del mundo, (Muro separando Palestina, Chile). Conocido tambien como el muralista de los Zapatistas

Como mexicano, con sus murales ha desarrollado un trabajo de articulación comunitaria, promoviendo la creatividad colectiva a través del arte. Para Gustavo el muralismo es una opción de arte para integrar comunidades, para crear colectivamente identificación y pertenencia a una cultura. Una forma de humanizar los espacios, darles vida y crear testimonio.  

Define al muralismo mexicano, como un fenómeno psico-social estético, liberador, de resistencia, que ha hecho trascender esta modalidad de arte social y comunitario dentro y fuera de Mexico.

Murales y fotos Gustavo Chaves Pabon

Colectivo Brigada Ramona Parra Chile

El Colectivo Brigada Ramona Parra de Chile es un referente del artivismo en Sur América. Jóvenes, estudiantes y trabajadores perteneciente a las juventudes del partido comunista lo crean a finales de los años 60s. En un principio, se usan los muros como soporte para el mensaje político de aquellos años, donde en los primeros momentos se hace propaganda por el candidato del PC, el poeta Pablo Neruda y después Salvador Allende. Luego del triunfo de este, se podría hablar que comienza el trabajo mural propiamente tal de la Brigada Ramona Parra, donde se plasman las 40 medidas de la Unidad Popular. Posteriormente, durante la dictadura militar de Pinochet, los integrantes de las BRP entran a la clandestinidad, se van al exilio y los muros pasan a convertirse en espacios de resistencia y de oposición al régimen de ocupación.

Es durante esos años de represión como el mural termina por convertirse en una representación del poder ciudadano, en un instrumento de lucha popular, de protesta. El reto, darse cita el pueblo para pintar de forma clandestina murales en los sitios más visibles de la ciudad, aunque estos fueran borrados como solía ocurrir. Al ser murales con un mensaje de denuncia social y político (represión) los jóvenes se exponían a terminar en la cárcel o a ser fusilados frente a su obra.

Muchos de los integrantes de la brigada se vieron obligados al exilio y tuvieron que buscar refugio en terceros países. En esos países de acogida aún se pueden encontrar murales pintados por integrantes de la Brigada Ramona Parra, mientras que en Chile otros se han resistido al paso del tiempo, siendo algunos de estos restaurados.

Al retornar la “democracia” algunos de los integrantes que regresaron del exilio junto a los que permanecieron luchando en la barricada formaron el Colectivo BRP con el objetivo de retomar la memoria histórica y recordar a los hermanos caídos en dictadura.                                                                                                                                                                                                                                    Se puede decir que los murales del colectivo Brigada Ramona Parra, son un ejemplo del arte popular con incidencia en la justicia social. Entre sus contenidos, se reivindica la lucha del obrero de la industria minera, al tiempo que se denuncia la apropiación de los recursos naturales, como el cobre, la lucha del pueblo indígena chileno, entre otros temas que afectan al pueblo.

El mural del colectivo Brigada Ramona Parra ha tenido una gran influencia en las nuevas generaciones de muralistas chilenos.  Es así, como el mural continúa siendo un instrumento para socializar el arte, de resistencia y de protesta popular.

Esta reseña del Colectivo Brigada Ramona Parra, es un homenaje a sus fundadores, a jóvenes obreros, estudiantes y trabajadores comprometidos con la difusión de la cultura popular a través del mural.

Agradecemos al ColectivoBRP por ser parte de nuestra comunidad, por  sumarse a este proyecto facilitando la información sobre la trayectoria artística del colectivo y compartir las fotos con las que hemos ilustrado esta reseña.

Murales y fotos: Colectivo Brigada Ramona Parra

Julian Roura, Argentina

Foto y Mural Julian Roura

Joven artista y artivista del Mar de la Plata, Buenos Aires, Argentina, que se sitúa con sus murales al otro lado del muro, donde están los pueblos originarios y las comunidades que reclaman justicia social y climática. Ese es el lenguaje visual que hay en sus murales. Reconocido por el trabajo realizado en las dos últimas décadas, dentro y fuera de Argentina, es uno más en la lista de los artivistas del muralismo latinoamericano de los últimos tiempos.

Para Julián el muralismo no solo es una propuesta estética para romper con los espacios fríos de la cuidad, sino el espacio para una nueva narrativa social y de resistencia política. Es un medio para expandir mensajes con contenido social, que buscan romper con esa publicidad que se adueña del espacio público, de anuncios que promueven un mundo banal que se sustenta en el consumo.

Se define como un artivista que siente la energía de su Argentina natal y de esa cosmovisión de sus pueblos originarios con la que se identifica, en la que el hombre y la mujer ancestral es parte de un todo y en la que su vida se rige por los ciclos de la naturaleza y del universo que lo rodea. Pueblos que siempre han respetado a la naturaleza y la han escuchado, opuesta a esa tendencia que solo mira a la naturaleza para dominarla y saquearla. Siendo ese el principal error que se está cometiendo, causa de la destrucción del planeta.

Foto y Mural Julian Roura

De ese pensamiento surge la iniciativa de intervenir la calle, los espacios públicos, empezando a pintar murales. Un trabajo individual que inicia en el 2001, luego se vincula con otros muralistas, hoy es un representante de la corriente del muralismo joven de Argentina.

En sus murales se puede apreciar la influencia de los pueblos originarios, en su colorido y una estetica que crea un estilo propio que identifica a sus murales.  Pero también, como lo manifiesta, por la influencia del muralismo mexicano y latinoamericano, representado por los muralistas contemporáneos, Lucas quino, Natalio García, Gustavo Chávez Pavón y el trabajo de la brigada Ramona Parra.

Como artivista ha pintado murales en diferentes contextos, Chile, México, Costa Rica. Confirmando con esas experiencias el valor que tiene el mural como lenguaje visual y su potencial para una nueva narrativa como ya está sucediendo. Afirmando que esto solo es posible con la participación comunitaria, que es donde se anida el sentimiento de pertenencia y de identidad a una cultura. De ahí que el mural tiene que seguir siendo una expresión artística popular, el recurso del que disponen los pueblos para la resistencia y el cambio.

Foto y Mural Julian Roura

Indígenas Muralistas del Lago de Atitlán, Sololá, Guatemala.

Jóvenes artistas descendientes de los antiguos pueblos originarios del lago-– Tz’utujiles, Ki’ches y Kachiqueles- vienen utilizando los muros de las casas para pintar murales. Artistas que han convertido al mural en un arte popular colectivo como lo que es, en un alfabetizador social, en espacios para la articulación social y en el instrumento artístico para preservar el legado cultural de sus antepasados. En una alternativa para la resistencia pacífica y la protesta.

En el trabajo de esos jóvenes artistas indígenas se inspiro el proyecto Pintando Murales Derribamos Muros. El objetivo dar a conocer los murales pintados por indígenas con un contenido social y cultural en el contesto de la COP26.

Muralistas del San Pedro La laguna, Lago de Atitlán, Sololá

Tierra de Kachiqueles, Mayas ubicado en la parte este del lago. Un lugar donde en las dos últimas décadas ha florecido la cultura popular del mural, de jóvenes indígenas artistas que utilizan los muros de las casas para pintar murales que cuentan historias, que revindican la cultura y la tradición del pueblo maya, que transmiten mensajes de una realidad que los afecta.   

Proyectos como “Varios en el Barrio” auspiciado por Ciencia y Arte de San Pedro reunieron a artistas y colectivos para pintar murales entre las calles de la localidad. 

De ese universo de murales en sus calles, llama la atención el que recuerda la historia del conflicto armado interno, de esa injusticia social y ese genocidio del que fue víctima los pueblos originarios de Guatemala. Hombres y mujeres que fueron arrebatados de sus hogares, torturados y desaparecidos. Sin que los responsables reconocieran su autoría, ni pidieran perdón, heridas y secuelas que no han sanado del todo

Otros que rinden un homenaje a la pachamama, a las mujeres que sostienen la vida del pueblo maya. Como la comadrona, Encarnación Pérez González que ya no está con nosotros, mujeres al servicio de la comunidad, menospreciadas por el sistema de salud estatal estan desapareciendo.

Murales dedicados a la  protesta, que  denuncian los peligros que representan para los pueblos originarios las actividades de las corporaciones en sus territorios como la minería y los transgénicos, cuestionadas por las consecuencias en la salud, los suelos y la agricultura tradicional y las emisiones de CO2.

Mas informacion de los murales de San Pedro en el articulo de Pedro Perez Parada. https://www.revistaperrobravo.com/muralistas-de-san-pedro-de-la-laguna/ .

Fotos Pedro Perez Parada.

%d bloggers like this: